lunes, 12 de octubre de 2015

Escocia. ¿Hoy veremos a Nessy?



Hoy por fin íbamos a ver al tan famoso Nessy, tantos años oyendo hablar de él. Casualmente poco antes de ir a Escocia vimos un documental sobre el tema, el cual ya te dejaba bastante claro que lo íbamos a tener muy difícil verlo a no ser que fuésemos a una tienda se souvenirs, Elena todavía tenía la esperanza de verlo, la verdad es que no lo vimos, pero bueno nunca se sabe.
Lo que si vimos fue un negocio montado gracias a este bichejo que solo creen haber visto algunos “privilegiados”.
Castillo de Urquhart
Dicho esto nos amaneció el día gris, nuestra intención era acercarnos al castillo de Urquhart, esta fortaleza está incluida en la Explorer Pass, el problema es que la teníamos para 3 días y ya había caducado, la entrada cuesta 8,5 libras y como desde el parquing se ve bastante bien el conjunto de la fortificación, decidimos hacer como muchos otros turistas, la fotografiamos desde aquí, ya que tampoco podemos pagar la entrada de todos los sitios que visitamos por desgracia, pero nos quedamos con la privilegiada situación al lado del lago. Como siempre Éric corriendo como un loco, podría agotar al mismísimo Nessy.
Barco en el puerto de Ullapool
De aquí nos acercamos a Drumnadrochit para hacer un café, hay varias tiendas de souvenirs e imaginamos que gracias a la época que es disfrutamos de un pueblo muy tranquilo.
Así que finalizada esta primera visita reemprendemos la marcha y nos dirigimos al pueblo de Ullapool, en el noroeste de las Highland, la carretera como siempre una caca, bosques espectaculares, paísajes increíbles, todo precioso. Lo malo es que hoy el día no acompaña tenemos la lluvia como compañera inseparable. Llegamos al pueblo después de un largo recorrido, a pesar de haber 61 millas unos 100 kilómetros tardamos más de 1h 30 en cubrir la distancia.

Calle de Ullapool junto al puerto
El puerto es muy bonito, decidimos acercarnos a información turística que está en la calle que hay detrás del puerto, aquí tienen un bloc con todas las cartas de los restaurantes del pueblo, así no tienes que visitarlos todos para ver los precios, nos decantamos por uno pero no acaba de convencernos cuando estamos en la puerta y nos dejamos aconsejar por la Lonely para acabar en el Restaurante Seaforth al lado del puerto, junto a él hay otro de fish and chips más económico. El Seaforth tiene cambiador, tronas y más sitio por lo que nos resulta más cómodo y encima descubrimos en este pueblo tan remoto que tres de sus camareros son españoles y alguno lleva con este 4 años viniendo para trabajar durante la temporada turística. Las hamburguesas están muy buenas, sobre todo las de carne.
Elena en el centro de interpretación
Una vez llenados los estómagos, nos despedimos de nuestros agradables camareros y nos damos una vuelta por el puerto para seguir el recorrido y visitar la zona montañosa que hay de camino a Knockan. En la ruta hay un centro de interpretación bastante chulo en el que explican con dioramas el movimiento de las placas y la formación de los continentes, además la vista desde aquí es espectacular y se puede ver un paisaje al que estamos poco habituados a esta altitud, ya que parece que estás a mas de 3000 metros pero los picos no llegan a superar los mil.

Cuidado que pincho
 Después de culturizarnos un poco, por cierto las explicaciones también están en español, dimos una pequeña vuelta allí mismo donde Éric disfrutó bastante, para volver al coche y hacer una pequeña ruta en coche hasta el pueblo de Reiff y de vuelta a casa. El sitio es muy bonito pero ya empieza a hacerse tarde, además descubrimos que en estas carreteras de un único carril, en los que hay habilitados pasos para dar prioridad al que viene de frente, también se utilizan para dejar pasar sobre todo a los escoceses que vienen en tú sentido más deprisa, yo no lo sabía y estuve jorobando a uno que estaba desesperado por pasar, pero bueno acabas aprendiendo.
Vista junto al Globo hecho por Joe Smith
La vuelta era larga, tardamos unas dos horas hasta Inverness con lluvia y de noche, día largo y cansado, pero bien aprovechado, pero eso si del monstruito ni rastro, ¿existirá?

Vista desde al camino que hay al lado del centro de interpretación.

No hay comentarios:

Publicar un comentario